Palas de Pádel


Encontramos la pala de tus sueños

Bienvenido a Padelzoom, bienvenido a nuestra casa. Ponte cómodo y prepárate que ahora nos toca a nosotros convencerte para que te quedes y seas uno de los nuestros. Da igual que seas un experto o un recién empezado en el mundillo, si estás aquí es porque te apasiona el padel y nosotros queremos compartir contigo esta afición: palas de padel, material deportivo, consejos, noticias, etc.

¿Qué podemos ofrecerte? Como podrás comprobar, nos gustan los datos, la estadística y las palas de padel y mezclando todo esto nos ha quedado una herramienta bastante curiosa. Se trata de una serie de algoritmos que nos permite filtrar de manera rápida y sencilla a la par que eficaz un grandísimo número de tablas. Tú nos cuentas lo que buscas y nosotros te ayudaremos a comprar la pala de pádel que mejor se ajuste a tus necesidades.

Además, como no damos puntada sin hilo, también te decimos dónde comprarla lo más barato posible. Porque, además de pensar en las palas, también pensamos en tu bolsillo, faltaría más!

Características de una pala de pádel

En las distintas palas de padel (o raquetas de pádel, como algunos las denominan) analizamos principalmente cinco variables. Aplicamos un porcentaje a cada una de ellas y, finalmente, se le otorgará una puntuación. ¿Que cuáles son esas cinco variables? Aquí abajo te las explicamos!

A lo largo de nuestros análisis de palas de padel trataremos esto como la pegada o la fuerza que una pala imprime al golpear la bola. Influye principalmente en golpes como el remate o golpes de ataque, si una pala se caracteriza por una alta potencia, nos resultará mucho más fácil “traérnosla” o sacarla por 3 metros.
No todo es potencia y, sin duda alguna, el control en una pala es muy importante. Las raquetas de padel de control se caracterizan por un amplio punto dulce y por ser relativamente sencillas de cogerle el truco en un par de partidos. Habitualmente son con forma redonda pero, hoy por hoy, nos podemos encontrar palas de control muy buenas con forma de diamante o lágrima.
No tenemos que confundir nunca salida de bola con potencia de la pala. La salida se puede definir como la velocidad a la que sale la bola sin realizar un esfuerzo en el golpeo.Es básico cuando tratamos de defendernos de los ataques del rival. Con un ejemplo lo podemos entender mejor, si el rival nos apura el golpe no nos dará tiempo a realizar todo el recorrido habitual del golpeo y simplemente con poner la pala ya buscamos devolverla. Que una raqueta de padel tenga una alta salida de bola quiere decir que ante esta situación la bola despegará mucho simplemente con poner la pala.Necesitamos encontrar un equilibrio ya que no siempre más salida será mejor, puede ser contraproducente y llegar a mandar demasiadas bolas contra el cristal.
Se mide en función de lo fácil que nos resulta movernos en la pista con la pala de padel. Si tiene una forma redonda y un balance relativamente bajo, hablamos de que tiene una alta manejabilidad y nos permitirá llegar mejor a las bolas más complicadas. Además, una pala excesivamente pesada restará manejabilidad.
No hay que confundirlo con el centro de la pala de padel. Se trata del punto en el que mejor responde esta cuando golpeemos la bola. No es lo mismo pegarla en un extremo que en el centro del punto dulce (no siempre este coincide con el centro de la pala). Si acertamos cuando impactemos la bola conseguiremos una mejor sensibilidad y salida de bola. Controlaremos mejor nuestro golpe. Por ejemplo, en una pala con forma de diamante, el punto dulce acostumbra a encontrarse hacia arriba de la pala.

¿Cómo elegir una pala de pádel?

¿Que todavía quieres saber más sobre palas de pádel? No hay ningún problema, después de esta pequeña introducción, aquí te dejamos una guía completa para que te conviertes en el próximo Sherlock Holmes del pádel.